Fotos eróticas como regalo

- - General

Lo hemos visto en alguna serie y película americana. Pareja habitualmente hetera (estereotipo) que ha perdido la pasión y uno de ellos decide o le comentan que se haga una sesión de fotos eróticas o picantes y se lo regale a su pareja.

¿Te parece una idea descabellada? ¿Algo que solo se hace en las películas?

La realidad es que es un muy buen regalo independientemente de orientaciones sexuales, edades o cualquier otro detalle sin importancia. Por supuesto que rompe con la rutina del día a día. Seguro que sorprende a la pareja, y con muchas probabilidades reavivará la actividad sexual.

Pero no es lo único positivo que puede tener. Es un gran ejercicio de autoestima y seguridad en si mismo/a. Habitualmente esto se lo plantean las personas más adultas, cuando el cuerpo ya no está en todo su esplendor como ocurre a los 20 años. Ya la gravedad empieza a hacer efecto, el paso del tiempo también y aunque una persona se cuide mucho, haga ejercicio, no tenga malos hábitos y todas esas cosas que se venden tanto ahora, el cuerpo no está como debiera. Por ello, ser capaz de hacerse unas fotos eróticas es un acto de valentía y de aceptación.

Incluso la acción de estar sin ropa o con poca ropa en presencia de otra persona extraña como puede ser el fotógrafo o fotógrafa.Fotografía erótica - Las experiencias de Toulouse

El regalo como tal puede ser todo un acierto para encender de nuevo la llama de la pareja, pero también una gran muestra de amor y cariño. Recuerda que hablamos de fotografías eróticas y sensuales. Para hacer estas sesiones no es necesario gastar mucho dinero, basta encontrar un profesional que trabaje estos temas y un poco de imaginación. Fotos en el estudio, fotos en tu propia casa, si eres más atrevido o atrevida fotos en exteriores, hay todo un sinfín de opciones.

Incluso se puede dar un paso más con este tipo de regalo. ¿Porque hacerlo solo uno de la pareja? Regala la experiencia de hacerlo juntos y guardar el recuerdo gráfico de esos momentos de complicidad. Recordar que siempre hablamos de fotografías eróticas y sensuales. Nada pornográfico (salvo que busquéis precisamente eso), solo captar en una instantánea la belleza del cuerpo humano, sus imperfecciones, sus matices, la persona en su esencia. Y esto en pareja puede ser una experiencia aun más enriquecedora, compartir el momento y reflejar ese amor y pasión de forma diferente. Pasados los años siempre quedará ese recuerdo de como fue.

Las parejas jóvenes también pueden participar de este juego, es para todas las edades, incluso pueden aprovechar a lucir cuerpo en su mejor momento.

Fotografia erótica - Las experiencias de ToulouseEste tipo de actos es una forma más de vivir la sexualidad humana y de aceptarla con naturalidad. La sexualidad no solo se trata del acto de penetración en si mismo. Es todo un universo que hay alrededor.

Como ya se ha comentado, es importante la profesionalidad de la persona que haga las fotos, no solo que sepa hacer fotos y tenga cierto sentido estético, sino también que esté acostumbrado a trabajar este tipo de temas. Porque será capaz de hacer sentir más cómodos a las personas que os pongáis delante de su objetivo y por experiencia sabrá buscar las posiciones, situaciones y entornos que más favorezcan a cada “modelo”. También es importante un buen profesional que se presupone en esa profesionalidad cierta ética.

Al final de esta experiencia, no seréis las primeras personas que terminan enseñando el álbum de fotos o la sesión a los familiares y amigos o que termina imprimiendo en alta calidad alguna imagen que sea especial para que corone algún lugar de la casa.

¿Quieres ser modelo?

Fotografía erótica - Las experiencias de Toulouse

Los comentarios están cerrados.